Rueda de prensa del Grupo Almanor. Foto: Ávilared

@deportesavila / Sobre la decisión de suspender la celebración de la XI Carrera del Pico Zapatero se ha manifestado en rueda de prensa el Grupo Almanzor, entidad organizadora de la prueba, que hace unos días comunicó no llevarla a efecto este año a la vista de la situación contraria a su paso por la localidad de Sotalbo, desde donde comenzaba  y llegaba desde su primera edición, pero que ahora había decidido trasladar a Solosancho por no existir en estos momentos las condiciones necesarias que garantizasen la seguridad de participantes, público y personal de la organización.

Conscientes de que la decisión iba a provocar “polémica”, no les quedó otra que suspender el evento deportivo. El ambiente en Sotalbo estaba enrarecido, con una concentración y recogida de firmas en contra de la autorización del paso de carrera por el término municipal, que sí concedió el Ayuntamiento, aunque contradictoriamente mostró su satisfacción en las redes sociales por la suspensión de la misma. La situación ha “desprestigiado la prueba y hecho daño al club, dando una imagen negativa”, no existiendo “un escenario adecuado para celebrar la carrera”.

En la comparecencia de la entidad montañera han reconocido haber recibido el apoyo de vecinos de Sotalbo, no sintiéndose amenazados por los habitantes de la localidad, si bien les preocupaba que fueran saboteadas las marcas de una ruta en zona orográfica difícil que lleva el trabajo de una semana y que podría complicar la seguridad de la prueba, desorientando a los participantes.

El cambio de ubicación se ha justificado por la necesidad de contar con mayores medios y servicios, así como “más implicación y proyección de futuro para dar más vida a la zona”. En ningún caso, ha habido motivos “políticos ni económicos” en la modificación del lugar, han señalado desde el grupo montañero, afirmando ser “falso” el hecho que haya sido debido a “discrepancias internas”.

Pese a haber recibido ofertas para celebrarse en otros sitios, la intención del Almanzor es recuperar la carrera en 2023 “apostando por el valle y dando visibilidad a los pueblos” de una zona que quedó devastada por el grave incendio ocurrido el pasado verano y que ahora pierde la visita de más de 600 personas entre corredores, acompañantes y personal voluntario y de la organización, que habrían contribuido con su presencia a la economía del lugar -iba a pasar por cinco municipios-, sobre todo de los participantes del ultra, que normalmente pernoctan durante el fin de semana.

En la rueda de prensa han comparecido los miembros del Grupo Almanzor, José Jiménez (presidente), Ángel Torres, Alberto González y Dionisio Jiménez.