@deportesavila / Una vez conocida la permisividad por parte de la Junta de Castilla y León de la práctica deportiva oficial de carácter no profesional, la Junta Directiva de la Federación de Castilla y León de Fútbol (FCYLF) ha estudiado el modelo de competición más adecuado para lo que resta de temporada deportiva.

Sin olvidar el ejercicio de responsabilidad sanitaria en ningún momento, la FCYLF ha decidido que las competiciones del fútbol base arranquen el 11 de abril y terminen como fecha tope el 27 de junio. Se jugarán entre 8 y 10 jornadas, con una de descanso el 23 mayo.

Las competiciones no tendrán efectos clasificatorios y se configurarán, en la medida de lo posible, en subgrupos por proximidad geográfica de seis equipos cada uno, evitando en lo posible desplazamientos entre provincias.

Las delegaciones provinciales de la FCYLF se han puesto a recopilar hasta la semana que viene los equipos que quieran participar en la temporada 2020/21.