@deportesavila / Excelente nivel y gran emoción en la segunda edición del torneo Rey Niño de Jóvenes Maestros que concluyó el pasado domingo en nuestra capital con la victoria de Yingrui Lin.

En el torneo, disputado en el salón del Casino Abulense, tomaron parte 55 jugadores, todos ellos con ranking FIDE. Se disputaron 8 rondas por sistema suizo con un ritmo de 15 minutos+5 segundos por jugador.

El jugador canario, de origen chino, sumó 6,5 puntos y finalizó empatado con Marcos de Pedro y Alvaro Gutiérrez Guillén a los que superó por mejor desempate.

El principal favorito, Gabriel Quispe, vencedor el año pasado del torneo y top 30 mundial finalizó cuarto a medio punto, con 6. Con idéntica puntuación quedó la jugadora madrileña Bianca Andrade, quinta, que completó un magnífico torneo.

Decidió el desempate

A la ronda final llegaba Lin con medio punto de ventaja y el torneo aparentemente encarrilado, pero sufrió una derrota ante un brillante Álvaro Gutiérrez y debió esperar el resultado de la mesa 2 entre De Pedro y Bianca Andrade -que fue tablas- y el cálculo del sistema de desempate para poder respirar tranquilo.

De Yingrui Lin poco hay que decir a estas alturas. A pesar de su juventud es ya tricampeón nacional y una gran promesa de nuestro ajedrez. En 2015 todos los medios se hicieron eco de su hazaña cuando ganó consecutivamente dos campeonatos de España de edades sumando, uno tras de otro, los 18 puntos en las 18 partidas disputadas.

Destacar la sensacional actuación de De Pedro y Gutiérrez Guillén, segundo y tercero en la clasificación final . Ambos derrotaron en brillante estilo a Quispe y fueron dos de las grandes revelaciones del torneo.

Darío González, la gran revelación abulense

La tercera gran revelación vino de parte de nuestro jugador Darío González Chapado, del club Casa Social Católica. Darío, de sólo 8 años de edad, ha completado una sensacional temporada con magníficos resultados y se batió de manera extraordinaria en este torneo ante jugadores mucho mayores que él. Llegó a la ronda final noveno, tras haber encadenado 5 triunfos y una postrera derrota le relegó al puesto 16, una magnífica clasificación que le hizo liderar la categoría sub 10 (dos años por encima de su edad).

Otros tres abulenses se atrevieron en este durísimo torneo y tuvieron buenas actuaciones. Iker Somoza (campeón en la clasificación de abulenses) consiguió 4 puntos y Víctor Cenalmor y el debutante Arturo Díaz, 3.

En el resto de categorías los vencedores fueron Alba de la Fuente (campeona femenina), Julio Stéfano Centeno (sub 14), Jorge Reyero (sub 12) y Mario Sánchez Villodres (sub 8).

El torneo, organizado por la Delegación Abulense de Ajedrez, ha sido seguido por multitud de espectadores durante toda la jornada , entre ellos muchos atónitos ante el increíble desempeño de estos jóvenes jugadores.

Con la ceremonia de entrega de clausura y entrega de premios presidida por Félix Meneses, concejal de deportes, se puso fin a esta vibrante jornada de ajedrez.

Texto y fotos: Pedro Antonio Galán