Á. Goal / El Real Ávila quiere enmendar las pifias que últimamente ha realizado y que le han llevado a ganar solo un partido de los seis últimos, con un empate en su haber, o lo que es lo mismo sumar cuatro puntos de dieciocho posibles, además con un déficit goleador, dado que en cinco de los compromisos no llegó a perforar la portería contraria.

El equipo que dirige Borja Rubiato tiene ocasión para dar un giro a la trayectoria adversa este sábado frente al Mirandés B que entrena el ex encarnado Jonathan Prado. El técnico abulense recuerda que los dos últimos resultados han sido muy negativos, no hemos sumado ni un solo punto. Tenemos que recuperar sobre todo las sensaciones. El otro día no estuvimos bien en ningún momento. No podemos dar la misma imagen. Aunque las derrotas llaman a las dudas, los chicos siguen convencidos de todo lo que se está haciendo.”

Estamos contentos de lo que hemos hecho durante la semana. Sabemos que vamos a un campo dificilísimo contra un rival muy potente”, apunta Rubiato del próximo viaje, después de no haber podido entrenar en el Adolfo Suárez por la meteorología adversa. En su opinión les está faltado gol, además de “ambición, intensidad, hambre…”, que no lo achaca “a la falta de ganas” sino “a ir metiéndonos en una vorágine de decisiones negativas y dejar que el partido nos arrastre”. No han sido “capaces de dar un golpe encima de la mesa y sobreponernos a las situaciones” y necesitan “resetear”, yendo “con todo a Miranda”.

En este desplazamiento el Real Ávila ha de mejorar y evitar los errores cometidos, sobreponiéndose ante cualquier obstáculo que se le presente. Es el momento de empezar a hacer bien las cosas fuera de casa. “Todas las jornadas son oportunidades para demostrar que la cara dada no corresponde con lo que se está haciendo. Si los jugadores quieren estar en el grupo de arriba han de tener un extra de motivación para sacar los tres puntos”, algo que sucede “en este tipo de partidos”, valora el míster visitante.

El rival

El Mirandés B viene de disfrutar de una jornada de descanso después que en casa únicamente haya perdido con el Salamanca B, ganando en cuatro ocasiones y empatando en una. Sus números le han llevado a la tercera posición, una inmediatamente por encima de los encarnados, a los que aventajan en cinco puntos, contando además con un partido menos. Ha logrado vencer de forma consecutiva en las cuatro últimas jornadas.

Como todo filial, tiene futbolistas muy jóvenes -ninguno supera los 22 años-, donde uno de ellos ha logrado debutar esta temporada con el primer conjunto en la Liga Smartbank, como es el caso del central Olguín, que ya ha disputado seis encuentros en la categoría de plata del fútbol español. Otros han podido entrar en alguna convocatoria como sucede con el defensa Sanchis y el delantero centro Óscar.

Es un equipo que está muy bien trabajado y que se encuentra muy cómodo defendiendo, con jugadores de un potencial enorme y con muchas alternativas, varios de ellos ya han debutado en Segunda División. Lee muy bien los partidos, que en casa se han decidido en los últimos minutos, siendo difícil de ganar”, explica el míster abulense del rival, añadiendo que “nos van a apretar desde el inicio y tendremos que sufrir juntos y unidos, ser mucho más intensos en los duelos y los repliegues que en los encuentros anteriores”, debiendo “tener mucha más motivación en las dos áreas”.

Para este choque, Rubiato no podrá disponer de Juanpe, sancionado con un partido por acumulación de amonestaciones, tampoco Christian por tener que realizar un examen, mientras que es duda Espada.

MIRANDÉS B - REAL ÁVILA
Sábado 27 de noviembre de 2021
Hora: 15,30
Campo: Ence nº 1 (Miranda de Ebro)
Árbitro: César Domínguez Zapatero
Asistentes: Javier Madrid Vara y David García Presa