Luis Miguel Sánchez Blanco
@deportesavila / La localidad segoviana de Fuentepelayo acogió el pasado sábado la novena edición de la Subida a San Cebrián, de 14,8 kilómetros de recorrido, donde el atleta abulense Luis Miguel Sánchez Blanco finalizaba en tercera posición.
La victoria se la adjudicó el marroquí Dabad Anouar que tuvo que superar la resistencia de Sánchez Blanco. Los aspirantes al triunfo en la categoría masculina se marcharon en solitario desde el tramo inicial. Anouar acabó tensando demasiado la cuerda para el abulense, que desfalleció y a 500 metros de la meta perdía el segundo puesto. El vencedor cruzaba la pancarta con un tiempo de 48’25”, seguido de Juan Antonio Cuadrillero a 14 segundos y de Luis Miguel Sánchez Blanco a 52 segundos, cerrando el podio de la carrera.

La sexta plaza la ocupó el abulense Roberto Rubén Jiménez Gallego en un tiempo de 53’24”, mientras que José Alejandro García fue 16º en 57’17”
El público que salió a animar a las inmediaciones del municipio no necesitó llevar paraguas, un complemento habitual en los nueve años en que se ha celebrado la prueba. Hubo sol, y también un fuerte viento de cara en la subida a San Cebrían que agotó los músculos de los atletas, que en número de 127 lograron acabar la carrera. La recaudación obtenida será donada a Adela, asociación que lucha contra la esclerosis lateral amiotrófica (ELA).