@deportesavila / Pese a dos bajas de última hora por lesión, unidas a las cuatro ausencias de anteriores jornadas, el conjunto abulense de la Casa Social Católica de Segunda Divisón masculina de voleibol sacó el partido con un muy buen nivel técnico. Para ello, el entrenador Juan Plaza tuvo que modificar el modelo de juego, así como algunos roles y rotaciones de los jugadores disponibles en el último entreno semanal y a pocas horas del enfrenamiento contra el equipo vecino de Segovoley. Ambos equipos se conocen muy bien, de hecho, algunos jugadores abulenses han militado en el equipo segoviano, y por este motivo el entrenador abulense sabía que la táctica a seguir marcaría el resultado final.

El primer set ya había arrancado, incluso, antes del pitido inicial. El conjunto segoviano sabedor de la falta de jugadores que en otros partidos habían sido claves para desarmarlos, se confió a priori. Esta percepción los llevaría a verse perdidos a lo largo del partido y a la postre, a la derrota del mismo. Así, la manga arrancó con un Ávila cauto y siguiendo la táctica empleada. Los primeros puntos se disputaron muy iguales, con unos jugadores abulenses muy técnicos, donde los más experimentados con variedad de ataques hacían desquebrajar la confusa defensa de los segovianos. De este modo se llegó hasta el punto 17, donde el jugador abulense Mayoral encadenó una serie de saques, que a pesar de los tiempos y cambios del conjunto visitante, no impidieron el 25-19 final.

Con los abulenses relajados, confiados de que estaban llevando bien el partido, Segovia hizo los cambios oportunos y arrancó el segundo set, con un saque muy bien dirigido por ellos, apareciendo también el miedo de partidos de inicio de liga y descontrol consecuente del equipo abulense. Tras parar el entrenador candeledano el partido en el 12-15 y con un Segovia haciendo daño en las diferentes facetas de juego, Ávila se recompuso, defendiendo de manera ordenada en segunda línea y desesperando a los atacantes visitantes. Por tanto, acabaron remontando el set, que cerraron con varias acciones ofensivas por zona tres, imparables para la defensa segoviana y con el cambio táctico al saque entrenado con Sanchi, que volvía al campo de juego -sin estar totalmente recuperado-, con un 25-23.

El tercer y último set, fue muy parecido al primero, con un inicio muy igualado, que beneficiaba al conjunto abulense. Más tarde, con un distanciamiento a mediados del set a favor de Segovia por errores no forzados en la dirección abulense, que supo rectificar a tiempo el equipo local, a base de una muy buena recepción que permitió un ataque por el centro muy resolutivo, en especial del central abulense Mayoral. Este hecho unido al cambio táctico al saque (19-19) ya mencionado en el segundo set, desbordó al conjunto visitante que ya nada pudo hacer y que veía escapar sin poder hacer nada 2 puntos importantísimos para ellos, cerrando los locales 25-19.

Juan Plaza: “Orgulloso de reflejar en el campo lo que entrenamos

«Estoy muy contento con la evolución de mis jugadores, especialmente, hoy, con Javi y Sergio que asumían nuevos roles y que han cumplido sobradamente con lo que les marqué, siendo piezas claves en este triunfo. Además, muy orgulloso que sepamos reflejar en el campo lo que entrenamos durante la semana, especialmente ésta, que por lesiones hemos cambiado varias veces el modelo de juego. Y muy feliz por Sanchi, porque, a pesar de su lesión, ha aportado con lo que viene entrenado semanalmente, especialmente saques, y hoy nos ha llevado a cerrar un partido importante.»

FICHA TÉCNICA:

3 Casa Social Católica: Sánchez, Sanchidrián, Castro, Sampedro, Martín, Mayoral y Plaza.

0 Segovoley: De Lucas, Vallejo, De Santos, Barranco, De la Fuente, Callejo, Navajo, Costly.

Árbitro: González.

Parciales: 25-19, 25-23 y 25-19.