Rodrigo Varas / El pasado sábado 7 de agosto tuvo lugar la XXVIII edición del Torneo 3pa’3 de El Tiemblo, este año marcado por las restricciones derivadas de la pandemia. Con algunas dudas, pero muchísima ilusión, la organización del torneo decidió no dejar pasar un año más para volver a disfrutar del baloncesto en esta tradicional cita.

El evento tuvo que adaptarse para velar por la seguridad de los asistentes. Por ello, este año no se celebraron los habituales concursos de triples y mates y se limitaron las plazas a 16 equipos en una única categoría. No obstante, los equipos participantes llegaron al pabellón con muchísimas ganas de darlo todo en la pista y volver a disfrutar de todos los intangibles que caracterizan al torneo: la sensación de estar como en casa, jugar en un entorno inmejorable, por todas las opciones de ocio que te ofrece El Tiemblo, y la filosofía de vivir el baloncesto como una experiencia mucho más allá de lo deportivo.

El torneo arrancó a las 18:00 horas con la fase de grupos, en la que se clasificarían los dos mejores de cada uno de los tres grupos y los dos mejores terceros. Todos los partidos se desarrollaron con total normalidad. Antes de cada encuentro, el balón de juego era desinfectado por nuestros ayudantes de mesa y los jugadores siempre tenían gel hidroalcohólico a su disposición. Tan reñidos estuvieron algunos grupos que hasta que no se hizo el balance de puntos a favor y en contra, no se puedo resolver un triple empate que daría pase a dos equipos a seguir optando por el premio.

A las 20:45 horas empezaron a jugarse las eliminatorias, todas bastante igualadas y con muchísimo nivel en todos los equipos que las componían. Y a las 21:30 comenzó a jugarse la gran final: Sanmar Team contra Triplemos.

En la final contamos con dos equipos que ya repetían de años anteriores y en cuya plantilla figuraban algunos jugadores de liga EBA. El partido estuvo igualadísimo de principio a fin, tanto es así, que el resultado no se resolvió hasta los últimos minutos de partido, en los que Sanmar Team pudo imponerse por solo tres puntos a Triplemos, finalizando el encuentro con un resultado de 16 a 13. Pudimos ver muchísimo nivel de baloncesto, algún mate espectacular y, sobre todo, muchísima deportividad entre ambos equipos que, a pesar de la tensión del momento, reconocieron siempre sus respectivas faltas y brillaron por el compañerismo entre ellos. ¡Un grandísimo ejemplo de lo que representa este torneo!

Especial agradecimiento este año a todos los jugadores que han querido apostar por el 3pa’3 un año más y a todos los voluntarios que hicieron posible que el evento se desarrollara de manera impecable, a todo el personal del polideportivo y al Ayuntamiento de El Tiemblo por toda la colaboración.

¡Nos vemos en la próxima!