@deportesavila / Una docena de voluntarios del Club Deportivo Colegios Diocesanos se formó ayer domingo en el manejo de la silla adaptada joëlette. Una formación que recibieron por parte de personal de la Asociación Pronisa Plena Inclusión Ávila.

El curso se desarrolló en los aledaños de la Plaza de Toros y la zona verde del río Adaja, donde los participantes pudieron conocer el montaje y manejo de esta silla que permite a personas con discapacidad realizar actividades deportivas y de senderismo en el medio natural.
La formación ha sido posible gracias al convenio de hermanamiento firmado recientemente por parte de la entidad abulense y el club diocesano con el fin de desarrollar una serie de actividades deportivas y formativas durante la presente temporada.