@deportesavila / Despues de un año alejada de la competición, aunque no del Club MusherCross Asturias,  la deportista abulense Nohelia Robles ha vuelto a la competición, esta vez en categoría veterana, disputando la primera prueba de la Copa Castilla y León de Mushing Tierra Sprint en tierras leonesas, concretamente en el Valdefresno, el III Mushing Transobarriba 2019.

La prueba le ha servido para la preparación del Campeonato de España que se disputará a primeros de diciembre en la localidad de Boboras (Ourense). A falta de muchas carreras y de aguantar ritmos altos en distancias de mas de 4 kilómetros, Nohelia se ha atrevido a volver al bikejoring y canicross con Sella y Jara. 

El circuito, que iba a ser de unos 4.700 metros, se tuvo que acortar a unos 3.500 para la seguridad de los corredores, ya que días anteriores llovió y partes del mismo estaban con mucho barro. En la charla para los musher, al oír que lo acortaban, la abulense pensó que le venía mejor, dado que todavía más de 4.000 metros se le queda grande.

Tres minutos antes de las nueve y media salieron Sella y Nohelia en bikejoring, sobre una distancia ideal para el can en un circuito rápido, no muy exigente, y que con los charcos y en barro era idóneo para las almohadilllas de Sella. En esas condiciones la perra es cuando mas se motiva, logrando un primer puesto. No llevaba mucho tiempo entrenando ya que tuvo que hacer reposo por una pequeña intervención quirúrgica de la que recuperó muy bien. En dos semanas con la ayuda del fríoo se puso en forma.

Antes de las once de la mañana, Nohelia Robles volvía a competir, en esta ocasión con Jara, con la que había entrenado allí dos veces más junto algunos miembros del Club Mushing León, organizador de la prueba, al que la abulense transmite la “enhorabuena por esa gran organización y acogernos tan bien”, ya que desde hace unos meses vive en León.

La salida sabía que iba hacerla mal, por el tipo de terreno que era, que no era agradable para sus almohadillas, pero pasando unos 150 metros, se puso delante de mí a tirar como hacía mucho que no la sentía, intentándola ayudar con mis zancadas y aguantando esa fuerza y esa resistencia para no bajar mucho el ritmo y recuperar esos segundos perdidos en la salida”, comenta Nohelia, quien señala que “las condiciones del terreno eran idóneas para ella, y bueno sí, la verdad que pensábamos que iba a estar mucho peor, pero los 3.500 metros que dejaron el circuito eran ideales para disfrutar corriendo y en bici”.

Según íbamos pasando a otros equipos teníamos referencia de otro delante de nosotros y eso a Jara la motiva mucho, intentando siempre llegar y pasar al que está delante de nosotros. Es verdad que fue una distancia corta para ella, ya que en distancias algo mas largas es donde sacamos mejor rendimiento, aunque para mí fue la justa. Esta vez Jara nos colocó en un segundo puesto tanto en la absoluta, como en veteranas”, continúa relatando la abulense.

Las sensaciones del domingo pasado nos ayudarán a seguir mejorando y entrenando todo lo que se pueda. Nuestro objetivo de este año es poder realizar bastantes carreras para volver a coger tanto ritmo y resistencia y poder terminar haciendo algún canicross con el cachorro de la manada vikinga, nuestro nuevo vikingo Sköll, que ya tiene un año y tres meses, y poco a poco va aprendiendo”, indica.

La deportista de Ávila quiere “dar la enhorabuena a Odie y Marcos, nuestros cantábros que quedaron segundo sénior, miembros del equipo, y a Saba/Ivan y Gala/Olaya por su gran debut”.

Nohelia Robles tiene previsto hacer la Copa de España, con la posibilidad de desplazarse a Lleida el día 10 de noviembre, donde  se disputará la primera prueba del circuito.

Es el segundo año que estamos como club, que aunque somos poquitos, formamos una gran familia. Aprovecho para animar a los abulenses a probar este bonito deporte y si queréis mas información poneros en contacto a través del siguiente correo: [email protected]”, concluye.