Con motivo de la candidatura de Madrid a los Juegos Olímpicos de 2020, el alcalde de Ávila, Miguel Ángel García Nieto, a raíz de enterarse de que Segovia va a optar a ser subsede de las competiciones olímpicas si la capital madrileña sale elegida, ha manifestado que la ciudad amurallada también quiere albergar eventos de la posible olimpiada.

García Nieto ha recordado que Ávila ya hizo dos peticiones para obtener una sede durante las candidaturas de Madrid en 2012 y 2016. Para ello, no ha dudado en menospreciar la iniciativa planteada por su homónimo segoviano, el socialista Pedro Arahuetes, declarando que “Segovia va con mucho retraso”, en referencia a las dos solicitudes citadas.
Sin especificar ningún dato que avale la pretensión de Ávila como subsede, tales como la disciplina o disciplinas deportivas que podrían albergarse, infraestructuras a utilizar o los contactos establecidos con los responsables de la candidatura olímpica madrileña, el regidor es consciente de la dificultad de alcanzar su objetivo. “Sé que es muy difícil, porque las sedes tienden a aglutinarse y lo único que se dispersó la última vez fue el fútbol”, que se llevó a Mérida.
Aún así, el alcalde del Ayuntamiento de Ávila ha señalado, en un lenguaje inadecuado y carente de justificación para quien es el primer responsable político de la ciudad, que “estaremos a la que salta, como siempre”.