@deportesavila / El Boletín Oficial de Castilla y León publica hoy una resolución de la Consejería de Cultura y Turismo por la que se declaran deportistas, entrenadores y jueces de alto nivel de Castilla y León por procedimiento ordinario (207 deportistas, 45 entrenadores y 4 jueces). De ellos diez son abulenses.

Como deportista de alto nivel han sido declarados la atleta Andrea Jiménez, el socorrista Iván Romero y los karatecas Jesús Duarte, Diego Palop, Lucía Sánchez, Lucía Jiménez, Patricia Lorenzana y Belén Martín. Esta última también ha sido declarada entrenadora de alto nivel, apartado en el que también figuran Antonio Pérez en kárate e Israel García en salvamento y socorrismo.

Estas declaraciones corresponden a 331 solicitudes presentadas por distintas Federaciones Deportivas de la Comunidad por los resultados deportivos obtenidos durante el año 2020, tanto a nivel nacional como internacional, conforme a lo determinado en la Orden CYT/483/2010, de 5 de abril, por la que se establecen los requisitos y condiciones objetivas de naturaleza técnico-deportiva requeridos para la inclusión en los diferentes grupos de deportistas de alto nivel de la Comunidad.

En el capítulo de exclusiones son cinco los abulenses que por algún motivo no han podido ser declarados deportistas o técnicos de alto nivel de Castilla y León. Es el caso del ciclista Iván Moralesd, por carecer de los resultados deportivos propios de su grupo en el período correspondiente y no haber presentado los documentos requeridos; el karateca Santiago Mayorga, por edad inferior a 16 años; el socorrista Azael Grande, por carecer de resultados deportivos propios de su grupo en el período correspondiente; el deportista de kickboxing Félix Jiménez, por no haber presentado los documentos requeridos; y el entrenador de kickboxing Miguel Ángel López Gil por no entrenar a deportistas de alto nivel castellano y leoneses.

Cabe destacar que en 2020 tanto el número de solicitudes como las declaraciones han disminuido respecto a años anteriores como consecuencia de la crisis sanitaria vivida el pasado año, lo que ha supuesto una reducción en el número de competiciones a nivel estatal y, sobre todo, a nivel internacional, así como por la incertidumbre propia de los últimos meses en la preparación y entrenamientos para estas pruebas oficiales. Por esta razón es especialmente destacable y valorable el esfuerzo realizado por estos colectivos a pesar de la complicada situación con la que han tenido que conjugar sus preparaciones.

Además de las declaraciones obtenidas por procedimiento ordinario, se declaran también de forma extraordinaria a 35 deportistas de alto nivel de Castilla y León por sus resultados deportivos en 2021, con la finalidad de obtener beneficios inmediatos, ya sea para acceder a las universidades por el turno de deportistas de alto nivel, ya sea para la consecución de becas o para acceder a otros estudios.

De las declaraciones por procedimiento ordinario 97 corresponden a mujeres y 159 a hombres. En el extraordinario, 10 a mujeres y 25 a hombres, datos que revelan la importancia y pertinencia de continuar desarrollando políticas deportivas de apoyo al deporte practicado por mujeres.

Por federaciones, en procedimiento ordinario el mayor número de declaraciones corresponde a la Federación de Patinaje (66), seguida de las Federaciones de Atletismo (54) y Salvamento y Socorrismo (45). En procedimiento extraordinario el mayor número de declaraciones corresponde a la Federación de Rugby. Desde la Consejería de Cultura y Turismo de la Junta de Castilla y León, se reconoce y se felicita a estos deportistas.

Beneficios de las concesiones

La declaración de deportistas de alto nivel de Castilla y León conlleva la posibilidad de obtener determinados beneficios cuando estén previstos en las diferentes normativas sectoriales, tales como la valoración en el acceso y provisión de puestos de trabajo en la Administración de la Comunidad. Además, en materia educativa se facilita a los deportistas castellanos y leoneses de alto nivel la realización de sus estudios y, en particular, se posibilita que estos puedan ser compatibilizados con los horarios de entrenamientos y la participación en competiciones oficiales.

En el ámbito universitario, las universidades de Castilla y León podrán desarrollar programas de atención y ayuda a los deportistas castellanos y leoneses de alto nivel para facilitar la realización de sus estudios universitarios, compatibilizándolos con el entrenamiento y la práctica deportiva de alto nivel y conseguir su plena integración social, académica y profesional. En este contexto los convenios suscritos entre la Consejería de Cultura y Turismo y las universidades de Castilla y León tienen como objetivos, entre otros, impulsar el deporte de alto nivel en Castilla y León y permitir compatibilizar, de la mejor manera posible, la vida universitaria, el entrenamiento y la competición de los deportistas de alto nivel durante su etapa universitaria, de tal modo que puedan desarrollar tanto su formación académica como su formación deportiva en las mejores condiciones posibles.

Respecto a las Becas para deportistas en las residencias deportivas de la Comunidad de Castilla y León (Victorio Macho en Palencia, Río Esgueva en Valladolid y Llano Alto en Salamanca), estas declaraciones forman parte de los criterios de valoración para acceder a las mismas.

Por último, el programa de atención al deportista de alto nivel de Castilla y León (PROADCYL) tiene su origen en el convenio firmado entre el Consejo Superior de Deportes y la Consejería de Cultura y Turismo para la realización de acciones conjuntas que faciliten la formación e inserción laboral de los deportistas de alto nivel de Castilla y León. Este es un programa que crea una estructura de atención individualizada, presencial y telemática, que integra y ofrece información, asesoramiento, orientación, intermediación y gestión de todos aquellos recursos que puedan necesitar los deportistas de alto nivel en el ámbito formativo y laboral para facilitar su proceso de transición profesional al concluir su actividad deportiva.