Nota de prensa / La aprobación de la Estrategia Nacional de Caza es un hito para la caza sostenible y contribuirá significativamente a la dinamización del medio rural abulense”. Así lo ha expresado el diputado socialista de la provincia, Manuel Arribas, después de que la Conferencia Sectorial de Agricultura y Desarrollo Rural la aprobase con el respaldo de todas las comunidades autónomas.

Arribas ha hecho referencia a la actividad económica que genera, más allá de la recaudación por la obtención de las licencias. “Sectores indirectamente relacionados como el sector hostelero y el pequeño negocio local se benefician de la dinamización económica generada en torno a la caza y fomenta también un turismo cultural y gastronómico en torno a los municipios donde se desarrolla la actividad de la caza”.

El hecho de que haya recibido el respaldo unánime es precisamente uno de los aspectos que ha querido valorar Arribas. “Una vez más, vemos como el Gobierno de España aplica la escucha activa y es capaz de trabajar en estrategias capaces de generar consenso. Lo viene demostrando desde que echó a andar la legislatura y creo que es precisamente eso lo que la ciudadanía valora”, ha afirmado.

A este respecto, el diputado del PSOE de Ávila ha asegurado que se trata de una experiencia pionera, que recoge los resultados de un gran trabajo llevado a cabo durante tres años y de una colaboración constructiva de todos los agentes implicados “para hacer que la caza, de gran relevancia en nuestra provincia, sea una actividad sostenible y que, a la vez, ayude a dar vida a nuestros pueblos”.

7.000 licencias de caza en Ávila

Según los datos últimos datos de Estadística Anual de Caza, publicada por el Ministerio para la Transición Ecológica, Castilla y León cuenta con 87.457 licencias, de las que un 8% aproximadamente corresponderían a la provincia de Ávila. La misma recopilación indica que 471 cotos privados de caza más una reserva, lo que traducido a superficie disponible para cazar serían casi 693.000 hectáreas.

Para Arribas, la estrategia adoptada “servirá para dar mayor transparencia a la actividad cinegética, fundamental en la sociedad rural de nuestra tierra, cuya correcta gestión permite, atajar enfermedades de la fauna silvestre y que puede poner en riesgo la sanidad de la cabaña ganadera” ha subrayado.

Por último, el representante de los socialistas abulenses en el Congreso de los Diputados ha querido detallar los cinco objetivos en los que pivota la Estrategia. Así ha mencionado “la defensa de un modelo de caza sostenible, integrado en el desarrollo rural, y en equilibrio con otros servicios, usos y aprovechamientos del medio; el establecimiento de unas directrices para la gestión de la caza encaminada a un ejercicio ordenado y sostenible; la puesta en marcha de sistemas de información y monitorización de la caza; la integración de las demandas sociales, económicas y medioambientales de la gestión cinegética a través del Comité de Caza y la Mesa Sectorial de la Caza; y la mejora de la imagen de la caza, a través de unas buenas prácticas cinegéticas y la formación de las personas cazadoras”.