Cscff.com / Cinco a cero han vuelto a perder las regionales de las Casa Social Católica, eso sí, contra un equipo que la pasada temporada quedó segundo, San Pío X, y en ésta cerca le andará. El conjunto abulense, que desde el principio salió con una sola punta y tres centrocampistas, aguantó bien los ataques del rival vallisoletano en los primeros veinticinco minutos y aunque el árbitro pitó varias fueras de juego a favor de las chicas de Ávila, las visitantes lograron batir la portería de Ana en cuatro ocasiones antes del descanso.

En la segunda parte las verdes intentaron marcar el gol lanzando continuos balones aéreos a la punta, donde Ele intentaba pasar a su marcadora. Durante toda la segunda mitad el ataque de las abulenses se fundamentó en esa táctica y en alguna ocasión aislada desde la izquierda llevó peligro para las rayadas, aunque las locales también estuvieron enérgicas en el juego.
La mayor corpulencia y juego duro en algunos lances de las visitantes, hizo que varias de las verdinegras salieran magulladas, Ele recibió una patada en el costado en un saque de banda, (sin sancionar), Elena Blázquez quedó tendida en el área al saltar con varias visitantes en un córner a favor que podría haber sido penalti (sin sancionar), Elena recibió una patada en el borde del área cuando va a disparar (sin sancionar) y Noe tuvo que ser asistida en dos ocasiones y en la segunda, al igual que la semana pasada, no pudo volver a salir, con lo que la Casa Social se volvió a quedar con diez.
Un equipo el de San Pio que aspira a estar en los puestos de cabeza y que por lo apreciado puede conseguirlo. Ahora las abulenses, con su afán de lucha  y perseverancia actual, intentarán alcanzar una pequeña meta, la de quedar al menos como el año pasado, decimoterceras, lo ya sería un triunfo.
iwsrcplus=»http://codenew.impresionesweb.com/r/banner_iw.php?idrotador=100986&tamano=468×60&lgid=»+((new Date()).getTime() % 2147483648) + Math.random(); document.write(«»);