A. Goal / No fue positiva la vigésimo octava jornada para los equipos abulenses de la regional juvenil, ya que ninguno de ellos ganó aunque tampoco perdió. Y es que los cuatro conjuntos de Ávila se enfrentaban en dos derbis que finalizaron en empate, no pudiendo refrendar la Zona Norte su ascenso a Liga Nacional con una victoria.

La Casa Social y la Zona Norte saldaron su choque liguero con una igualada a dos en Sancti Spíritu, en un partido donde se adelantaron los discípulos de Muñoz, empatando los de Luismi a la media hora de juego. Con 1-1 se llegaba al descanso, colocando los norteños el 1-2 en la segunda mitad, resultado con el que se garantizaba el ascenso de categoría. Pero la mala fortuna quiso que los azulones metieran un gol en propia puerta, terminando el encuentro en tablas (2-2).
El próximo envite enfrenta a la Zona Norte en el Seminario con el Burgos Promesas 2000. La cita es el sábado 5 de mayo, a las 16:00 en El Seminario. Si el equipo abulense gana subirá a Liga Nacional Juvenil, ya que con 65 puntos sólo quedarán tres en juego y su perseguidor, la Arandina cuenta actualmente con 55 y el máximo a que puede aspirar es a 64, en el caso de que venciese en los tres partidos que le restan, uno de ellos suspendido en la jornada anterior ante el Unami debido al mal estado del terreno de juego de Aranda de Duero.
Por su parte, en el otro derbi abulense, Colegios Diocesanos B y Real Ávila B, se repartieron los puntos. Dos equipos ya descendidos, con los colegiales perdiendo las escasas opciones que tenían de mantener la categoría. Para los encarnados supuso sumar el cuarto empate logrado de una funesta temporada fruto de una pésima planificación deportiva.

Resultados y clasificación de la 1ª Regional Juvenil