Aurora Ferreiro / Este fin de semana se inicia la Primera Provincial de Aficionados de fútbol, un campeonato que se ve disminuido en cuatro en cuanto al número de equipos que comenzaron en la temporada anterior. Son bajas El Barraco, Navatalgordo, Casillas y Casa Social, además de la que ya se produjo en plena campaña del Internacional Ciudad de Ávila. La única novedad es la presencia del Deportivo Arenas, descendido de la categoría regional. sábado.
A las 17:00 h. el Pedro Bernardo recibe al vigente campeón Hoyo de Pinares, choque que si nos atenemos por la clasificación del año anterior, el cuadro visitante no debería tener ningún problema para ganar, pero cada temporada es una historia diferente.
Ya en la primera jornada se suspende un encuentro, el que debían disputar dos equipos de rivalidad vecinal, Burgohondo y Valle del Zapatero. Se adelantan dos partidos a la jornada del

El segundo encuentro en la jornada sabatina es el que enfrenta a dos contrarios que han estado en la categoría superior. El Deportivo Arenas es el anfitrión del Sotillo y no puede decirse que haya un favorito por lo que tanto arenenses como sotillanos querrán sumar sus primeros puntos.

Y el domingo se celebra el resto de la jornada, con cinco partidos que comenzarán todos a las 17:00 horas. El más interesante es el que medirá en el Daniel de Fernando al Deportivo Arenal con el Atlético Candeleda. Tercero contra séptimo, es un enfrentamiento que se presenta equilibrado. No muy lejos de allí, en el Barranco de las Cinco Villas el Mombeltrán recibe al Guisando en encuentro de indudable atractivo por tratarse de dos de los conjuntos más nuevos en el campeonato.

El Valle del Tiétar albergará un par de reñidos choques. En La Adrada, el equipo local recibe a El Tiemblo, dos equipos que estuvieron la última temporada en la zona media de la tabla. Este año los tembleños quieren aspirar a más y buscarán dar un primer golpe de efecto. Por su parte, el Lanzahíta luchará por ganar en casa a costa del Deportivo Mijares.

Finalmente, El Barco y Piedralaves, quienes quedasen en puestos contiguos en la clasificación la pasada temporada se entregarán al límite de sus fuerzas por hacerse con los primeros puntos en juego para no quedar descolgados desde el principio.