Juan Pérez / El piloto piedralaveño, Víctor Rodríguez comenzaba el día 1 y 2 de agosto el Mundial de Superbikes, en la modalidad Supersport 300 con el equipo 2R Racing pero, debido a que su propio equipo se saltó las medidas de seguridad anti-Covid este no podrá disputar el Mundial, al menos de momento. 

El equipo italiano organizó un catering en la noche del jueves 30 de julio para ellos y para otros equipos, algo totalmente prohibido en el protocolo y que solo pueden realizar las fábricas, además de que la mayoría de los asistentes estaban sin mascarillas, según nos cuenta el propio piloto perjudicado, Víctor Rodríguez. 

El equipo ha sido descalificado, pero al menos, a él le dejan competir a partir de este fin de semana si encuentra moto por lo que ese es su objetivo ahora. 

Víctor cree que “la medida está bien, aunque es injusta hacia nosotros”. Este fin de semana se encuentra en Portugal, donde se realiza la segunda prueba y parece difícil encontrar moto para esta carrera debido al poco tiempo y al dinero que costaría. Pese a ello, Víctor se muestra optimista y cree que puede acabar el campeonato y encontrar con una moto adecuada a su calidad.