@deportesavila / Una de las buenas noticias para el fútbol abulense, tras la decisión federativa de dar por finalizadas las competiciones de la temporada 2019/2020, ha sido el ascenso a categoría regional de los campeones provinciales cadete e infantil, Diocesanos-UCAV y Linko, respectivamente.

El hecho de que no se puedan disputar las fases de ascenso previstas debido a la epidemia del coronavirus, ha facilitado que quienes eran líderes en cada provincia de las primeras divisiones de las categorías citadas disputen la próxima campaña la nueva Segunda División regional, formada por los nueve equipos campeones más los cinco segundos de las provincias con mayor número de equipos.

El Diocesanos-UCAV cadete (foto superior) ha hecho una gran campaña, terminando con 42 puntos, siete más que el segundo clasificado, Deportivo Arenas, después de 17 partidos de los que ha ganado 13, empatado 3 y perdido 1. La única derrota la sufrió en la cuarta jornada por un mínimo 1-0 en el campo del equipo arenense. Los chicos entrenados por Sergio Alonso y Luis Miguel Jiménez, han sido los máximos goleadores con 62 tantos y los menos goleados, encajando solo 17.

Por su parte, la Escuela Deportiva Linko Garbantel (foto derecha) consigue por primera vez desde que se fundó disponer de un equipo en categoría regional. Su primer conjunto infantil ha sido el mejor, alcanzando 46 puntos -aventajando en seis al segundo, Bosco de Arévalo- en 17 encuentro disputados, con el balance de 15 victorias, 1 empate y 1 derrota. Esta última se la endosaron los arevalenses por un solitario gol en la décima jornada. Héctor Martín ha sido el entrenador del equipo de Linko, máximo goleador materializando nada menos que 122 dianas -a un promedio de 7,1 por partido- y el menos goleado, con únicamente 12 recibidas.