El de El Barraco perdió dos minutos, mientras que Lastras cedía más de nueve

La 9ª etapa de la Vuelta a España, a su paso por la capital abulense
La novena etapa de esta Vuelta a España ha sido para Carlos Sastre «de nuevo rápida«. «Ha sido un día muy incómodo, en el que el viento ha hecho acto de presencia prácticamente a lo largo de todo el recorrido. La parte final ha sido muy rápida, en la última subida hemos tenido el viento en contra y de costado y ha hecho la subida bastante incómoda«, comentaba al término de la jornada.

La Vuelta ha vuelto a pasar por Ávila, la ciudad en la que vive este madrileño de nacimiento. «Han sido dos días muy bonitos en los que he podido ver a muchos amigos y gente conocida y hoy también me han acompañado en la subida a La Covatilla«, decía Sastre.

El corredor del Geox-TMC reconoce que «las sensaciones siguen sin ser malas, pero tampoco son las mejores«. «Con el ritmo tan fuerte que han puesto desde el inicio de la Covatilla, no terminaba de ir a gusto. Aunque ha habido un momento en el que parecía que volvía a entrar en carrera, la verdad es que no terminaba de rematar«, añadía.

«Está siendo una carrera realmente dura, muy rápida. Estos nueve días han dado para mucho, pero lo que nos queda no es menos. Después de la contrarreloj de mañana, será el momento de hacer un balance y empezar a ver la carrera de una manera diferente«, concluía el vencedor del Tour 2008.

El ciclista irlandés de Garmin Cervelo, Daniel Martin, ha sido el ganador de la novena etapa de la Vuelta a España con cima en La Covatilla, donde Carlos Sastre ha concluido en el puesto 36º, a 2’03”, en tanto que Pablo Lastras entraba el 77º, a 9’22”.

Bauke Mollema aprovechó la crisis de ‘Purito’ Rodríguez para vestirse de líder, en una clasificación general en la que Sastre es ahora el 31º a 4’43”, y Lastras el 57º a 26’13”.

La Vuelta a España finaliza su primera fase con una contrarreloj de 47 kms. en Salamanca, la única individual de la presente edición.