@deportesavila / Miguel Ángel Araujo no seguirá en el banquillo como entrenador del primer equipo del Atlético Candeleda, según ha informado el club abulense, que le ha agradecido “la dedicación, el esfuerzo y la humildad que nos ha demostrado a todos durante la última temporada”, ofreciéndole la posibilidad de que siga ligado al fútbol base candeledano.

El Candeleda, retornado hace un año a la Primera División Regional de Aficionados, ha logrado la permanencia después de hacerse oficial la terminación de la temporada sin descensos, tras interrumpirse en marzo por la crisis sanitaria del coronavirus. Esta decisión le ha salvado de la categoría, que tenía casi perdida al ser el último clasificado del Grupo A, con tan solo 2 victorias y 22 derrotas.

La campaña ha sido complicada para los del Valle del Tiétar, al tener que efectuar largos desplazamientos en el mismo día de cerca de un millar de kilómetros y una docena de horas de viaje entre ida y vuelta. Un hándicap para llegar en óptimas condiciones físicas a disputar los partidos a domicilio y además en varias ocasiones sin el número de futbolista suficientes para completar la convocatoria.

Pese a competir sobre el terreno de juego, a los candeledanos les han fallado los resultados de la mano de Miguel Ángel Araujo, quien llegó para sustituir a Víctor Pérez ‘Viti’, procedente del juvenil del Madrigal de la Vera, al que había clasificado en tercera posición. Hombre con experiencia como entrenador de varios equipos de la Casa Social, únicamente pudo ganar en la primera jornada al San José por un solitario gol, obra de Álvaro Guti, y al Careja Paredes en la decimocuarta por dos a cero, siendo Javi Fleitas el autor de ambos tantos.

Los dos triunfos se lograron en su feudo de El Llano que estrenó a principios de temporada superficie de césped artificial. El Candeleda ha mostrado escasa capacidad materializadora al ser el equipo menos goleador con 10 dianas en 24 partidos, a un promedio de 0,41, constituyéndose en el mas goleado al encajar 84 tantos, con una media de 3,5 por choque.

De cara a la temporada que viene toca buscar un nuevo inquilino para el banquillo a la directiva que preside Javier Pazos.