@deportesavila / A las pocas horas de anunciarse la baja de Jorge García, el Real Ávila ya le ha buscado sustituto para el centro del campo. Se trata de otro futbolista charro, Sergio Ramos Sánchez, de 29 años, que procede del Salmantino, con el que logró la última temporada el ascenso a Segunda División B y que actualmente se encontraba sin equipo. 

Ramos es un jugador experimentado que actúa como medio centro organizador. Formado en la cantera de la extinta Unión Deportiva Salamanca, en la temporada 2010/2011 jugó tres partidos ligueros con el conjunto charro en Segunda División A, con el que estaría los dos años siguientes en Segunda División B. En esta categoría continuaría en las filas del Arroyo cacereño. Posteriormente pasó por el Badajoz en Tercera División, antes de recalar hace un par de temporadas en el Atlético San Cristóbal de la Primera División de la República Dominicana, hasta firmar por el Salmantino, jugando la última temporada 22 partidos, 15 de ellos como titular.

Apuntan desde el Real Ávila que “el nuevo de la clase de Jonathan Prado, se presenta como un mediocentro ofensivo, de gran calidad y capacidad combinativa, excelente organizador, con mucha clase y un magnífico trato de balón“, llamado a ser “uno de los referentes de la medular del grupo VIII”.

Con el fichaje de Sergio Ramos, son ya 19 los jugadores confirmados en la plantilla encarnada, logrando tres de ellos (Obispo, Garretas y Sergio Ramos) el ascenso a Segunda División B en este pasado ejercicio.