@deportesavila / El sábado 23 de noviembre se celebró en Pineda de Mar (Barcelona) la XIX Copa de España de Lucha de Brazos, a donde se desplazaron tres componentes del Equipo Navero, con el objetivo de lograr los mejores resultados en el que es el segundo campeonato más importante de nuestro país.

Los representantes abulenses fueron: Marco Morales Gorostiza, bicampeón de España con tan solo 8 años de edad; Sergio Quirós, varias veces campeón nacional y 9º del mundo, de 21 años; y Marino Morales, fundador del Equipo Navero de Lucha de Brazos, que en esta ocasión únicamente actuó como capitán y entrenador.

El primero en competir fue Marco, que lo hacía en la categoría infantil -8 años con brazo derecho. Hijo de Marino Morales, ya lleva varios años practicando y compitiendo en este deporte, habiendo conseguido un impresionante palmarés pese a su corta edad. Es poseedor de dos títulos de campeón de España -en 2017 y 2018-, campeón de la Copa de España 2018, subcampeón de la Copa de España 2017 y tres veces campeón local de Las Navas del Marqués.

Marco Morales no pudo asistir este año al nacional celebrado en junio, preparándose duramente con sus nueve compañeros de entrenamiento en el local de Las Navas, con el objetivo de hacerlo bien en la Copa de España. Su actuación en la misma no dejó a nadie indiferente.

En su categoría había siete luchadores, entre ellos el actual campeón de España. Pero Marco, con una seguridad absoluta, salió a la mesa de combate y ejecutó cada uno de ellos de una forma explosiva y con una técnica muy depurada hasta llegar a la final totalmente imbatido. La final se desarrolló de un modo similar a todos los combates anteriores, dando como resultado la victoria absoluta de Marco, quien fue elogiado por todos los espectadores, que se levantaron de sus asientos para aplaudir al pequeño campeón navero. Sumaba así otro importante título a su palmarés.

Tras las categorías infantiles, compitieron los júniors de distintas edades. Ahí estaba el campeón navero Sergio Quirós en júnior -21 años, +80 kg., con ambos brazos. Pese a su juventud, Sergio es uno de los veteranos del Equipo Navero, contando entre sus triunfos con varios títulos nacionales, muchos provinciales e incluso un 9º puesto en el Mundial de 2016. Para la Copa de España se estuvo preparando durante varios meses con todos sus compañeros.

La actuación de Sergio fue deslumbrante en todos los aspectos. Aunque llevaba tiempo sin competir, llegó con más ganas que nunca y lo demostró con el espectáculo que dio en cada combate. En sus categorías se encontró con varios competidores de más de 100 kg., incluso alguno de más de 130. Pero Sergio venció a todos sus rivales con una potencia increíble que dejó boquiabiertos a todos los asistentes que no están acostumbrados a ver tanta potencia y velocidad en luchadores de esos pesos. El navero conseguía dos brillantes títulos de campeón, uno con cada brazo, además de los elogios y admiración de todos sus rivales y espectadores.

La mañana acababa con tres títulos de campeón para el Equipo Navero de Lucha de Brazos. Quedaba la tarde donde únicamente competía Sergio, pero ya con un nivel de dificultad elevadísimo, dado que pelearía en las categorías sénior de +95 kg., con los más grandes luchadores de España de pesos pesados.

Hacia las seis de la tarde compitió Sergio con el brazo izquierdo, habiendo ya logrado algo importante como los dos títulos de campeón júnior. No se quiso parar ahí y empezó a vencer a competidores mucho mayores que él tanto en edad como en peso y en experiencia. Además lo hizo con la misma potencia que había mostrado con los júniors. Tanto fue así que consiguió llegar a la final, dejando tras de sí a números uno del peso pesado. La final la disputó con Dimitar Petkov, campeón de España y veterano luchador, quien sufrió las embestidas de brazo de Sergio y estuvo a punto de perder en una ocasión. Finalmente, la veteranía se impuso y Sergio sucumbió ante el brazo de Dimitar, clasificándose en una impresionante segunda posición.

También participó Sergio en sénior veteranos +95 kg con brazo derecho, realizando una estupenda actuación hasta el punto de ganar a varios grandes luchadores, si bien en esta ocasión y dado el cansancio acumulado de todos los combates, no consiguió llegar a clasificarse entre los tres primeros, alcanzando un meritorio cuarto puesto.

La actuación de los dos naveros no dejó indiferente a nadie y muchos competidores y espectadores fueron a hablar con Marino Morales preguntándole sobre cómo habían adquirido sus luchadores esa potencia que mostraban en todos sus combates.

En resumen, de la cita catalana, Marco Morales Gorostiza se proclamaba campeón de la categoría infantil -8 años, mientras que Sergio Quirós Pablo adjudicaba los títulos de campeón júnior -21 años +80 kg., tanto con el brazo derecho como con el izquierdo, además de ser subcampeón sénior +95 kg. con brazo izquierdo, clasificándose cuarto sénior +95 kg. con brazo derecho.

Los impresionantes resultados obtenidos en este importante campeonato Copa de España 2019 nos hace ver que las cosas se están haciendo bien en este renovado Equipo Navero y tenemos la esperanza de que este año próximo podamos acudir a los campeonatos con un número mayor de competidores, tanto niños como júnior y sénior. Nosotros por nuestra parte seguiremos entrenando duramente para conseguir formar un equipo competitivo con el que podamos seguir destacando a nuestro pueblo, Las Navas del Marqués, a las más altas posiciones a nivel nacional en lucha de brazos”, comenta Marino Morales.