@deportesavila / Sara García Méndez, jugadora del equipo regional femenino de la Casa Social Católica, se ha convertido en integrante de la plantilla del Real Oviedo Femenino que milita en la Segunda División y que la pasada temporada se proclamó campeón del grupo 1, disputando el play off de ascenso a la Liga Iberdrola, la máxima categoría del fútbol femenino español, cayendo en la primera eliminatoria ante el EF Logroño.

Joven portera de 17 años -nació en Ávila el 12 de febrero de 2001- y 1,74 metros de estatura, Sara da un paso importante en su carrera futbolística al fichar por un equipo con aspiraciones de luchar por volver a la Primera División.

La abulense se ha formado en las categorías inferiores de la Casa Social, club en el que ingresó con 8 años hasta debutar con 14 en el primer equipo, con el que disputó la pasada temporada un total de 1.440 minutos de 1.980 posibles. Ha sido llamada en varias ocasiones para jugar con las selecciones de Castilla y León.

Cancerbera que destaca por sus reflejos y en el uno contra uno, comenzará próximamente la pretemporada con el Real Oviedo Femenino en fecha aún por determinar.