Jaime
Los órganos disciplinarios de competición de la Federación de Castilla y León de Fútbol han adoptado esta semana diversas resoluciones que afectan a distintos equipos abulenses. En Tercera División destacan el encuentro de sanción que les ha caído a Jaime, del Real Ávila, y a Ángel, de la Cebrereña. El primero fue expulsado poco después de salir en sustitución de un compañero en el partido disputado en los anexos del Nuevo Zorrilla frente al Real Valladolid B, mientras que el segundo no podrá jugar la próxima jornada en Soria frente al Numancia B por cumplir ciclo de cinco tarjetas amarillas, llegando a las cuatro y por tanto con advertencia de suspensión el futbolista del Real Ávila, Rivas.
Además, a la ‘Cebre’ la castigan con una multa de 60 euros por incidentes leves de público en el choque celebrado en El Mancho con el Burgos. La misma cantidad se le ha impuesto al Deportivo Arenas en la 1ª Regional de Aficionados pero “por incumplir las normas de la indumentaria deportiva”. En esta categoría es sancionando con un encuentro el jugador del Bosco de Arévalo, Álvaro Benítez.
Por otra parte, el Comité de Competición ha dado la razón al Milan Academy Ávila de la regional juvenil, desestimando la reclamación del Casco Viejo sobre presunta alineación indebida del equipo milanista. Dos partidos de castigo le han caído al entrenador del Bosco juvenil, Jorge García Baños y otros dos al jugador David Rodríguez. En el juvenil de la Casa Social Católica, el meta Roberto, tras su expulsión la pasada jornada, tendrá que penar un encuentro.