@deportesavila / La ola de calor que está presente en casi toda España también afecta a los deportistas. Eso es lo que le ha pasado a la golfista Marta Muñoz en el Campeonato de España de la WPGA celebrado en el Complejo Deportivo del RACE en Madrid, una cita que tuvo que abandonar tras ser examinada por los médicos de la prueba.

La abulense encaraba este torneo en el mejor momento de forma, ya que en las últimas semanas había encadenado dos Top-10 en sendas pruebas del Santander Tour, siendo octava en Zaragoza y sexta en Málaga. Con sensaciones de estar desplegando un buen golf comenzaba una nueva andadura en tierras madrileñas con las altas temperaturas como protagonistas.

En la primera jornada Marta Muñoz arrancaba demostrando esa progresión de este último mes de competición y lograba terminar el día en séptima posición con 74 golpes, dos más al campo, teniendo en cuenta los dos bogueys en los hoyos 16 y 17.

En este torneo Muñoz competía, como suele ser habitual, con jugadoras de categorías superiores y aun así ha sido capaz de mantenerse entre las mejores hasta que un golpe de calor en el hoyo 7 la obligaba a pedir atención médica, la cual se producía en el 9.

Pese a las recomendaciones de los galenos la abulense continuó el torneo hasta el 14, cuando se retiró figurando en su tarjeta con más tres golpes al campo.

Las malas sensaciones y las consecuencias del golpe de calor han tenido a la profesional del golf en reposo durante unas horas, una situación que se solventaba con el paso del tiempo hasta recuperarse por completo. Por cierto que el torneo se lo adjudicaba Marta Sanz por delante de María Beautell que empataba con Piti Martínez Bernal.

Este contratiempo llega a mitad de la temporada, que prosigue en este mismo agosto con una prueba del Circuito de Madrid y ya en septiembre viajará a Sevilla para una cita del Santander Tour.

Un calendario que no para gracias al apoyo de sus patrocinadores: Dieciocho Golf, Bankia, El Bulevar, Naturavila Golf y Universidad Católica de Ávila.