@deportesavila / El concejal de Deportes del Ayuntamiento de Ávila, Pablo Luis Gómez, ha ofrecido esta mañana una rueda de prensa en la que ha querido aclarar la situación en que se encuentra el proyecto de remodelación y construcción de una ciudad deportiva en el estadio Adolfo Suárez que “desde el primer momento le gustó, lo apoyó y defendió”, por considerarlo “interesantísimo y necesario para el club, para la ciudad y para el Ayuntamiento”.

En los meses que han transcurrido desde que se presentó el proyecto “se ha hecho una importante labor de trabajo desde el punto de vista técnico y político para sacarlo adelante”, contando con el apoyo de la mayor parte de los grupos que conforman el Ayuntamiento de Ávila. Fue dictaminado favorablemente en una Comisión de Deportes y tras el período de alegaciones en la fase de exposición pública, parte de las presentadas se han incorporado al proyecto.

El último inconveniente en la trayectoria llevada a cabo para cristalizar el proyecto es la exigencia de determinados requisitos exigidos por parte de la Confederación Hidrográfica del Duero (CHD), al encontrarse el estadio en una zona inundable. Por tanto, se necesita adaptar el proyecto a los requerimientos de la CHD, para lo que están trabajando conjuntamente el Real Ávila y el Ayuntamiento. En concreto, ayer el alcalde estuvo hablando con la presidenta de la CHD para que visite en persona el lugar, algo que tiene previsto realizar junto con personal técnico que con los técnicos municipales buscarán soluciones.

El principal escollo a salvar ante la CHD es que la vigente legislación de aguas pone limitaciones en zonas de flujo preferente, como es el caso, para ejecutar nuevas construcciones y solo es posible remozar las existentes. El artículo 9 ter.1.d) del Reglamento de Domino Hidráulico impide la construcción de centros deportivos donde puedan darse grandes aglomeraciones de población.

Apoyo del Ayuntamiento al Real Ávila

Gómez ha querido dejar claro que el Ayuntamiento apoya al club más veterano de la capital, reconociendo la labor que realizan los gestores actuales del Real Ávila, con los que tiene “una perfecta y cordial relación no solo a nivel institucional sino personal”. Desmiente “rotundamente” que el Ayuntamiento no ayude al Real Ávila porque lo ha hecho en la “medida de nuestras posibilidades y en la medida que esta ciudad lo puede soportar”.

El responsable de Deportes ha recordado que en el año 2016 se firmó un acuerdo de colaboración con el Real Ávila para sustituir a otro del año 1988, convenio que regula la cesión de uso del Adolfo Suárez. Tres años después, el grado de cumplimiento “ha sido el correcto” y “se ha hecho de una forma casi exquisita”, según el concejal, que respecto a quienes afirman que las ayudas que percibe la entidad encarnada son escasas, el club tiene derecho para presentarse a las distintas convocatorias que se realizan de subvenciones para el deporte, habiendo recibido cerca de 24.000 euros durante el ejercicio de 2018, si bien el 80 por 100 de esta cifra se destina a los gastos de luz del estadio, según el director general del Real Ávila, Carlos González, en declaraciones a Ser Deportivos Ávila.

Es imposible financiar con dinero público todas las necesidades que los clubes tienen, no solo los de máxima categoría en nuestra capital, porque los recursos son los son”, ha afirmado Gómez. “A todos los ciudadanos nos gustaría tener un equipo de fútbol en Segunda B o Segunda División y un equipo de basket en LEB Oro como mínimo, pero no nos podemos engañar, tenemos lo que tenemos y los presupuestos dan de sí para lo que dan y pretender otra cosa o dar discursos en forma demagógica es un ejercicio de una total y absoluta irresponsabilidad y eso no es bueno para nadie”, considerando el concejal de Deportes que informar otra cosa “sería un engaño para la ciudadanía”.

Ante las sospechas de que algún grupo o particular esté “interesado en crear confusión y desinformación y sacar rentabilidad electoral o política”, Gómez ha pedido que deje de hacerlo porque lo único que se conseguirá es “perjudicar al proyecto, a la ciudad, y fundamentalmente al Real Ávila.

A los socios y seguidores del Real Ávila les ha solicitado “que tengan paciencia y el convencimiento de que el grupo de gobierno actual del Ayuntamiento seguimos apoyando el proyecto y vamos a seguir trabajando, estimando que dentro de tres o cuatro meses, cuando se constituya la nueva corporación después de las elecciones municipales, “imagino que también lo va a seguir apoyando”.